forworldtriplovers.com

¿Cuáles son los pueblos más bonitos de Ardèche para visitar?

Quien soy
Alejandra Rangel
@alejandrarangel
REFERENCIAS EXTERNAS:

FUENTES CONSULTADAS:

Valoración del artículo:

Advertencia de contenido


En la región de Auvernia-Ródano-Alpes, hay un departamento separado, muy conocido por los amantes de los espacios naturales y adecuado para unas vacaciones relajantes. El Ardèche disfruta de una ubicación geográfica particular que le ha permitido limitar la invasión urbana y prosperar con el turismo ético. Reserva natural y centro de interés histórico, el departamento atrae a muchos visitantes que buscan un rincón tranquilo para relajarse y reconectarse con la naturaleza. Símbolo de su discreto prestigio, muchos pueblos hermosos muestran su incuestionable gusto por la tradición mientras se mezclan con un paisaje impresionante. ¡Vamos a explorar los pueblos más bellos de Ardèche!





Balazuc, el guardián de la tradición Ardèche

Como la mayoría de los pueblos de la comarca que se han desarrollado a lo largo del río Ardèche, Balazuc ha elegido un acantilado elevado como asentamiento, con el fin de ganar altura frente a la crecida de las aguas invernales. Se rumorea que el pueblo existe desde tiempos prehistóricos y que a través de sus callejones sinuosos, seguiríamos los pasos de nuestros lejanos antepasados.

Lo cierto es que la arquitectura típica del sur de Ardèche deja una fuerte impresión en el visitante. La llegada al pueblo, tomando el puente, es especialmente llamativa y su iglesia románica, sobria y solemne, nunca deja de despertar el respeto en el corazón de quienes se acercan a ella.

Ver en Balazuc

Vogüé, uno de los pueblos más bellos de Francia

Con un nombre extraño, el pueblo de Vogüé se cita regularmente entre los pueblos más bellos de Francia. Sospechamos que tiene mucho que ver su inserción en la extensión de la montaña circundante, ya que aporta armonía al conjunto.





Aquí, la naturaleza y la civilización parecen ser una sola entidad. A este ordenamiento natural se suma un fuerte interés histórico porque este pueblo de arquitectura rústica está coronado por un magnífico castillo medieval del siglo XII. Una verdadera guinda del pastel, esta noble construcción ha dado la bienvenida a todos los señores locales y ahora cuenta la historia del país abriendo sus puertas a los visitantes curiosos.

Castillo de Vogüé @ leszed.com

BUEN PLAN DE RELAJACION
¿Y si decidiera tomarse un pequeño descanso durante su estancia? Con los pies en el agua, en el corazón de un pinar, elige reservar un fin de semana spa cerca de Vogüé y disfrutarás de muchas actividades para hacerte bien y relajarte durante tus vacaciones. Balneoterapia, sauna, hammam, masajes, nada es demasiado bueno para salir con el pie derecho hacia las cumbres más altas y saborear los magníficos paisajes de Ardèche.

Vallon Pont d'Arc, arquitectura natural

Entre los pueblos de Francia asociados con la Prehistoria, Vallon Pont d'Arc es sin duda uno de los más famosos. Las exploraciones de los historiadores han hecho posible descubrir muchas cuevas primitivas, lo que una verdadera meca de la prehistoria que atrae a mucha gente curiosa cada año.

Sin embargo, Vallon Pont d'Arc es aún más conocido por su famoso arco natural, que le ha valido su nombre. Cavado lentamente por el continuo fluir de las aguas del río Ardèche en la suave piedra caliza, este cañón natural, salpicado de arbustos adheridos a sus costados, ofrece un espectáculo grandioso a los bañistas que buscan frescura en el corazón del verano.





El emblemático Pont d'Arc

Labeaume, carácter y música

Encaramado en un acantilado con vistas a las aguas del Beaume, el pintoresco pueblo de Labeaume reúne muchas casas típicas de Ardèche con sus arcadas y la ineludible enredadera de Virginia que invade sus murallas. Alrededor de la iglesia y la plaza principal se extienden pequeñas calles estrechas donde las terrazas de los cafés buscan sombra para atraer al viajero cansado.

Además de mostrar su carácter, el pueblo de Labeaume se ha aprovechado de la masa de turistas fascinados por su belleza de otra época. Por lo tanto, hay muchas tiendas de artesanía local, pero también heladerías, restaurantes y, por supuesto, muchos visitantes en verano, especialmente durante su festival de musica clasica !

El pueblo medieval Labeaume

Ruoms, paso obligado

Si la mayoría de los pueblos de Ardèche son recomendables por sus callejuelas centenarias y el discreto encanto de sus casas, el municipio de Ruoms es especialmente conocido por su dinamismo y las múltiples actividades que allí se desarrollan. Aqui encontraras todos los servicios de alojamiento posibles, pero también muchos bares y restaurantes para conocer gente de la región y de otros lugares.

Apreciamos a Ruoms por su animada vida local, pero también por sus desfiles que, tallados en la roca, ofrecen múltiples medios de comunicación a regiones más aisladas, promesas de muchos descubrimientos en la región de Auvernia-Ródano-Alpes.



Visita el pueblo de Ruoms

Saint-Montan, la historia de un ermitaño víctima de su propio éxito

Según la leyenda, el pueblo de Saint-Montan nació tras la instalación de un viejo ermitaño en la región, huyendo de su región natal de Picardía donde la precisión de sus visiones le habría valido una celebridad que no quería. El as ! La historia parece repetirse desde el pueblo medieval, sus calles adoquinadas, su imponente castillo y sus casas de piedra, algunos de los cuales datan del siglo XII, ¡han otorgado a Saint-Montan el rango de “pueblos de carácter en Ardèche”! Como si la fama persiguiera indefinidamente al pobre ermitaño ...



Saint-Montan y sus piedras antiguas

Banne, dos barrios y carácter

En el cruce entre una llanura de piedra caliza y las primeras estribaciones de las Cévennes, el pueblo de Banne está construido sobre una pendiente y dividido en dos distritos distintos. El primero se desarrolló en torno a su iglesia parroquial, cuyo campanario puntiagudo actúa como faro para los caminantes del llano. En el barrio de Fort, hay un imponente castillo medieval, que vela tranquilamente por los habitantes.

Un vínculo entre estos dos mundos, la plaza central está dotada deuna magnífica fuente sombreada, ideal para encontrar descanso después de largas horas de caminata por las colinas circundantes.

El bonito pueblo de Banne

Hermosos pueblos de Ardèche… ¡pero no solo!

Ardèche es un departamento separado en el corazón de los franceses. Guardiana de la naturaleza virgen pero también de la historia secular de nuestro país, la región atrae cada año a más visitantes durante sus vacaciones. ¡Las preocupaciones ecológicas de nuestro tiempo están ayudando a aumentar su reputación y ahora lo colocan a la vanguardia del turismo del mañana! Saber viajar éticamente, interesarse por la historia y las tradiciones de los lugareños y, sobre todo, siempre pregúntese cómo viajar de manera responsable. ¡La aventura solo llama a la puerta de los curiosos!

Añade un comentario de ¿Cuáles son los pueblos más bonitos de Ardèche para visitar?
¡Comentario enviado con éxito! Lo revisaremos en las próximas horas.